Conectarse

Recuperar mi contraseña

User del Mes
ALEXANDRA Candidata Amazona de Sagitario
Últimos temas
» POSIBILIDAD DE REVIVIR EL FORO O CREAR UNO NUEVO
Hoy a las 7:19 pm por Arsen

» Biblioteca de Objetos
Sáb Oct 17, 2015 11:22 pm por Champa

» Efectos Secundarios por Default
Sáb Oct 17, 2015 10:50 pm por Champa

» Mini-Eventos Onrol
Vie Oct 16, 2015 2:08 pm por Champa

» Efectos Onrol - "Insanity"
Vie Oct 16, 2015 1:51 pm por Champa

» Datos para las fichas
Jue Oct 15, 2015 11:50 pm por Robert Strong

» Petición Espectros de Hades
Jue Oct 15, 2015 11:49 pm por Robert Strong

» Personajes en Riesgo
Miér Oct 14, 2015 4:25 pm por Rika


| JULIO de 1899 | | Buckingham ha sido reemplazado por una iglesia de la que sale un bosque antinatural; aparentemente, solo unos cuantos se han dado cuenta. | Tras el terremoto que asoló la ciudad los secuestros han aumentado en frecuencia durante la noche; los culpables son cerdos humanoides (¿o humanoides porcinos?) | Durante el día gente al azar sufre ataques de locura y demencia / Nueva mecánica de dados – ”Insanity”. |
Ganador de la 1º Era
Heymans de Libra Sappuri
3835 exp.
Aspros de Géminis
5810 exp.

En el río...

Página 3 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ir abajo

En el río...

Mensaje por Bárbara el Mar Ago 10, 2010 6:32 pm

Recuerdo del primer mensaje :

Eran días suaves en el local, a Roma ya habían llegado algunas legiones pero ninguno por ahora andaba con deseos de ir a La Sobajera. Tomé dos cantimploras y las llené de vino, las puse en las cadenas que siempre cargaban en la cintura, las ajusté y salí de la habitación donde dormía.

El bullicio y el hacinamiento en las calles incrementaba gradualmente con el sol que iba levantándose en el cielo, el calor se hacía más intenso, el viento escaseaba pero por momentos se sentía, los niños en sus precarias condiciones, sucios y con sus ropitas rotas, corrían y jugaban entre los adultos que se encontraban transitando, aprovechaban esos momentos para robar una que otra moneda o joya para comprar el pan que comerían ese día sus familias, sonreí mientras caminaba, dos chiquillos de cabellos negros y ojos oscuros se me acercaron: - Bárbara!!! Bárbara!!! danos danos pan!!!!!

Me hicieron reír mientras llevaba mi mano derecha a mi bolsa y tomaba unas cuantas monedas y se las dí:

- Bastardos!!! siempre me viven pidiendo pan! HAHAHAHAHAHA

Al recibir las monedas los chiquillos salieron corriendo, claro ya había hecho su trabajo, me habían robado otras monedas más, verlos como se alejaban y se mezclaban con la población me hizo recordar aquellos tiempos cuando Kardia y Manigoldo hacían lo mismo, sus risas y sarcasmos los escuchaba fuerte y nítido en mi cabeza; suspiré retomando la marcha, mi destino era las orillas del rio.

Los transeuntes chocaban entre sí, peleas formadas desde las tempranas horas del día, la basura, el mal olor y la pobreza extrema en cada una de sus calles eran el pan de cada día en aquel distrito de mala muerte. Seguí con caminar, pensativa el negocio andaba medio muerto y nuestros mejores clientes aún no habían vuelto. Mis pensamientos se enfocaron en Manigoldo, recordé los juegos que teniamos de pequeños y sin percatarme había ya llegado al puente, tomé una de mis cantimploras, la abrí y comencé a beber

- Aaaaaaaaaaahhhhhz dije al tiempo que eruptaba, miré al cielo y en ese momento una corriente de aire se levantó, alzando mis ropas dejando ver lo que traía y no traía puesto, reí al ver como muchos de los hombres que se encontraban cerca se ponían nerviosos o cuchicheaban entre ellos por lo que acababan de ver.

El calor se hacía más intenso, bajé la vista y se la dediqué a las aguas del río, y me hipnotizaron por unos minutos, me reincorporé y dejé el puente y bajé a la orilla del puente y metí mi cuerpo al rio, mojándolo por completo y las telas humedas se pegaban a mi piel como una capa,enmarcando las líneas definidas de mi fígura. Me senté justo en la orilla sacando la cantimplora y bebiendome el resto del licor que quedaba en ella, terminé el contenido y me tiré hacia atrás y volvi a eruptar. El cielo azul se mostraba insipido, llevé mis manos a mis pechos y comencé a masajearlos, recordando las manos de Manigoldo en ellos, flexioné mis piernas y comencé a acariciar mis muslos, deslizando arriba hacia abajo las telas de mis vestidos, al final dejándolos descubiertos mostrando la provocativa piel de ellos. Levanté mis manos como si con ellas tocara el cielo, las solté dejándolas caer y cayeron a ambos lados de mi cuerpo, suspiré cerrando los ojos:

- Mierda Manigoldo!!! ..... ¿Dónde estás? que necesito un hombre de verdad!!!

Tomando la otra cantimplora, descorchándola, abriendo mi boca y dejando que el líquido cayerá dentro de ella, regándose parte por los lados, bañando mis mejillas de vino.
avatar
Bárbara

Status :



Cantidad de envíos : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: En el río...

Mensaje por Bárbara el Lun Ene 17, 2011 4:12 pm

Salí rápidamente de La Sobajera, los rayos del sol pegaban fuerte sobre mi, parecía efecto vampirezco, todo mi cuerpo sin excepción parecía rechazar aquella luz proveniente del cielo, ocultando mi rostro con mi mano inicié la marcha hacia el rio, al menos sería un lugar tranquilo para pasar parte del día y recuperarme del todo.

Mis pasos eran cortos, algunos lugareños saludaban y hacían alguna insinuación de querer mis servicios, con lo mal que me sentía ni me provocaba decirles nada, simplemente pasaba de ellos y seguía mi camino sin alteración alguna. Atravecé un par de calles y se podía ver a lo lejos el puente, suspiré con cierto alivio y murmuré: - Maldito puente ... hoy estabas más lejos que otros días.

Apresuré un poco más el paso, me urgía tirarme a la orilla, sobre la poca hierba que había allí y en un lugar sombreado, me frené al tiro recordando que no había traído mi cerveza, iracunda casi al grito dije: - Por las putas de Afrodita! ... como no la traje!!!! ..... arrrrrrgggggghhhhh

Retomé la marcha, el puente estaba a unos cuantos pasos, eché un vistazo y no habia muchos allí, un par de sujetos que estaban durmiendo y una parejita que parecía que no habían conseguido un lugar donde tener sexo. Subí el puente, la otra orilla se veía más desolada, me detuve en la mitad del camino y miré al horizonte, por un instante recordé a Manigoldo, hacía tiempo que no lo veía ni sabái de él, me giré y apoyé mis codos sobre el barandal de adoquin y me quedé perdida mirando el transitar de las aguas.

La luz de sol me molestaba cada vez menos y me comenzaba a sentir mejor, fue una grandiosa idea el haber salido de La Sobajera hasta las ganas de vómitar habían desaparecido. Me reincorporé y extiré mis brazos arqueando mi cuerpo un poco hacia atrás e inicié mis pasos para reposar en la otra orilla.
avatar
Bárbara

Status :



Cantidad de envíos : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Aglaya el Dom Ene 23, 2011 2:36 am

El camino por el bosque fue ciertamente relajante luego de aquella extraña experiencia, aquellos bosques no tenían la mejor reputación y no por sus animales salvajes que recorrían aquel lugar con normalidad, sino por los extranjeros y algún que otro cazador que hacía de las suyas sin importarle nada, sabía de eso porque un tiempo cuando fui ladrona principiante me persiguieron hasta el bosque allí para sobrevivir tuve que trepar árboles y cazar mi comida, y ver más de algún caso de asesinato por distintas razones que no me importaban, el lento caminar hasta donde comienza la ciudad hacía crepitar hojas y ramas con cada paso dado, no temía de nada por ahora solamente quería salir de aquel lugar, llegar a la taberna y descansar un largo rato, aunque lo más seguro las putas habrán hecho fiesta en mi ausencia.
- Te temen demasiado para hacer eso - sonó una voz en mi cabeza reí un poco Avaricia tenía toda la razón aunque a veces fuese fastidiosa ambas somos una, al fin luego de una larga caminata logré salir del bosque e ingresar a los barrios bajos de Roma, la gente con la ropa de distinto estado sucia, harapienta se hacían ver por las calles transitadas, si bien el caer en aquel lugar era tu sentencia de muerte para otros era tu carta de libertad, la única ley de aquel lugar abandonado por la mano de Júpiter era la del más fuerte, el que no lo era terminaba como comida de ratas y uno que otro animalejo, además de la gente que a falta de alimento recurría a practicas ilegales y despreciadas por cualquiera, la vergüenza no existía por algo habían bares y lugares de mala muerte, una cabellera blanca me llamó la atención era Bárbara si no me equivocaba me le acerque se me hacía raro que saliera a caminar aunque a todos de vez en cuando nos hacía bien un cambio de aire.
avatar
Aglaya

Status :




Ataques : AD - Regen des Feuers (1250)

Defensa :

Feuriges Feuer

Cantidad de envíos : 85

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Bárbara el Lun Ene 24, 2011 7:11 pm

Me encontraba ya en la orilla tendida en el pasto que había allí, con las manos cruzadas a la altura de mi cabeza con una pierna estirada y la otra flexionada, tenía los ojos cerrados, la paz y la tranquilidad que me ofrecían en ese momento aquel rincón a la orilla del río no tenía precio.

Me estaba quedando entre dormida, cuando sentí el perfume de Aglaya, en un dos por tres me levanté y comencé a buscar, nadie cerca, me levanté sin limpiarme las pajitas incrustradas en la ropa sali de aquel lugar y retomé marcha hacia el puente, antes de tocar el firme piso de adoquin la ví, allí estaba siempre tan sexy como siempre.

Apresuré el paso y sin más ni más, la abracé por la espalda, dejando que mis manos recorriera delicadamente su frente hasta dejar mis manos encima de su abdomen, susurrandole al oído le dije:

- Dónde estabas ..... con quién te andabas revolcando y no conmigo!!!!!

Besándole finalmente el cuello y mientras sonreía, mis manos volvían a ponerse inquietas y comenzaron a meterse dentro de su corsé, cambié al otro lado, mordiéndole el cuello, murmurando le dije:

- Qué ha pasado ... no recuerdo ni mierda de las últimas noches .... Dime Aglaya

Soltandola y poniendome frente a ella tomandola de la mano y dirigiendonos a sentarnos en el barandal del puente.

avatar
Bárbara

Status :



Cantidad de envíos : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Aspros el Miér Ene 26, 2011 6:47 pm

Ahora las calles no estaban tan solas como en un inicio, por el contrario estas estaban ahora llenas de gente patética y sumida en la más absoluta pobreza, tanto que ni se podían costear un ropaje como indicaban las enseñanzas y códigos de ética moral. No…por el contrario, la mayoría de las personas iba desnuda como si fuera de lo más normal en aquel mundo, como si mostrar las intimidades propias de cada uno fuera algo de lo cual no se debían apenar. Estaba más seguro que nunca antes: debía salir del lodo cuanto antes…debía deshacerme del lastre lo más pronto posible y levantarme por sobre aquel montón de lacras que volvían hediondo el mundo que podían apreciar mis globos oculares y analizar mi maravilloso cerebro. Todos esos pensamientos se acumulaban uno sobre el otro y hacían mella en la ya de por si disminuida sanidad mental que con esfuerzo sobrehumano seguía firmemente atada a mi consciencia. Antes de que estallara en forma figurativa un arranque de ira al recordar la serie de traiciones que había vivido hasta los momentos, escuché un grito femenino que maldecía en nombre de unos de los tantos dioses de las zonas ubicadas más allá de los límites del este del Imperio; específicamente la mujer había gritado el nombre de un dios griego…curioso, porque en Roma se solían venerar a un panteón parecido pero diferente o al menos, esas eran las creencias populares. Manudos imbéciles…todos, TODOS eran unos imbéciles...bueno, no se les podían culpar, los insectos solían vivir en medio de los animales más avanzados de la naturaleza, los mismos animales que los aplastaban y dominaban sin compasión ni dificultad.

Cuida la boca, mujer estúpida…podrían confundir tu inmunda cabeza con la de los campesinos del este y matarte por invasora…a nadie le gustaría eso, verdad? Ju! le dije a la mujer que había proferido aquellas maldiciones al pasar a su lado sin siquiera molestarme a mirarla, para luego comentarle a aquel “adorable” par de prostitutas baratas con voz desdeñosa y fatalista Es sencillo mujer…seguramente tu cuerpo ha soportado tanta vejación que ya no pudo continuar funcionando, es la historia de nunca acabar! Ese es el destino de ustedes los gusanos…..abusar a abusar de su suerte hasta que llegado el momento, se rompen, jaja! finalicé tan solo continuando mi camino en dirección ascendente y que por lógica me llevarían al siguiente estrato de la ciudad: el mercado.
avatar
Aspros
Caballeros Dorados
Caballeros Dorados

Reino : Santuario de Athena

Ataques :

AD - Ignición (4200)*
AD - Disrupción (4300)*
AM - Golpe Centrado (4500)*
AM - Sentencia (4600)*
AF - Satan Imperial (4800)*
AF - Canción de la Muerte (4850)*
AF -Explosión de Galaxias (4900)*
AFa -Megiddo (5100)*

TS -Destrucción Dual
TE -Apoteosis


Defensa :

Otra Dimensión
DE - Niebla Cósmica

Cantidad de envíos : 744
Awards :


Mejor Guerrero




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Aglaya el Jue Ene 27, 2011 12:42 am

No paso mucho para que Bárbara se diera cuenta de mi presencia cercana al lugar en el cual ella se hallaba se levantó con rapidez buscándome hasta que me vio finalmente, me hice la desentendida de seguro eso no le gustaría si le dijera, hasta que sus brazos y cálido cuerpo se hicieron presentes en mi espalda, sus manos recorrieron mi frente hasta que por lo visto cansadas se depositaron en mi estómago, luego me susurró al oído unas palabras.
- Sabes que no podría revolcarme con nadie más que tú meine liebe - dije en tono relajado con un toque de sensualidad en las palabras con ella se me daba fácil ser así, sus labios se hicieron presentes en mi cuello mientras sus manos inquietas hacían de las suyas.
- Te has sobre exigido demasiado, tanto que has hecho cosas por inercia parecías ida muchas veces - le dije mientras nos sentábamos un idiota habló, pero ni caso no valía la pena enojarse con basura más barata que la mierda - Si que esta cagado - dije sin mediar si me escuchó o no él tal Aspros, más conocido como el humillado de Roma vaya cosas que pasan aunque todos pagamos a la larga por lo que hemos hecho de una manera u otra - El infierno tiene tu nombre grabado en sangre y fuego – dijo Avaricia en mi mente aunque ya lo suponía con lo que he hecho y sumándole a eso lo que no he hecho aún mi prontuario será extenso y posiblemente reciba las peores torturas en muerte, pero lo que importaba ahora es la estúpida vida que hay que aprovechar.
avatar
Aglaya

Status :




Ataques : AD - Regen des Feuers (1250)

Defensa :

Feuriges Feuer

Cantidad de envíos : 85

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Aglaya el Dom Ene 30, 2011 1:12 am

Bárbara aún no respondía, me puse a mirar los alrededores para distraerme de la espera de escuchar su voz aterciopelada en mis oídos, niños corriendo de un lado para otro, gente robando y otra haciendo más niños que dejarán tirados en el mundo sin poder si quiera darles de comer o cuidarlos, eran abandonados en los barrios altos a espera que las familias ricas se apiadaran de la criatura o simplemente dejados a su suerte en el bosque, la vida era dura en los distritos del Tiber traer una nueva vida a este lugar era una pérdida de tiempo ya que se ensuciaba como todos los que vivimos en este lugar, entre ladrones, asesinos, putas y cualquier desperdicio de Roma se podía hallar aquí sin siquiera buscar demasiado, sacudí la cabeza un poco y miré a Bárbara, para luego levantarme.
- Querida iré a pasear por ahí no me esperes porque no se cuando vuelva - dije para luego darle un beso es sus carnosos labios carmesí en forma de despedida, para luego comenzar a caminar sin rumbo alguno tenía demasiadas cosas que pensar y otras que controlar o la zorra de Avaricia haría de las suyas en mi mente para intentar controlarme, si bien hicimos un trato dudo que ella o yo lo cumpla al pie de la letra, el porque era simple si no hay escritura no existe evidencia de que se hizo un trato así que el trato valía menos que los calzones de la hija del Emperador, mucha información llegaba a este distrito había que saber utilizarla para los propósitos de uno u otro te podría ganar, con este pensamiento en mi mente seguí caminando.

avatar
Aglaya

Status :




Ataques : AD - Regen des Feuers (1250)

Defensa :

Feuriges Feuer

Cantidad de envíos : 85

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Alessa0 el Dom Ene 30, 2011 5:49 pm

La brisa se comenzó arremolinar por un costado donde esta aquel caudal delgado de tan puro fluido vital, sus aguas comenzaban a danzar de una manera colérica y un tanto asimétrica, por el preceder de aquel terrible holocausto de viento. De la nada un terrible rugido; tal cual fuera la tierra partiéndose, comenzó a resonar generando que los tupido arboles se desnudaran lentamente de sus hojas verdosas… y tras un fogonazo de luz incandescente, una figura delgada se dejo esbozada entre aquel ambiente, lentamente proyectando así su silueta entre el paso.

Los rayos de aquel sol regordete, eran en verdad fulguroso casando en el entrecejo de aquel ser que reaparecía de la nada; pausadamente los se sosegaban y aquella silueta comenzaba así a dar su primeros paso, era Alessa ahora estrella infernal de la pereza, quien por asares del destino tras huir del mercado de brebajes a velocidad de cosmos, había arribado a aquel lugar sereno y cayado. Tragando saliva se fue a sentar entre la orilla del rio, sumergiendo sus piernas entre el agua, bajando su rostro y rascando su ojo izquierdo mientras que el derecho se acostumbraba a la claridad de aquel sendero, suspirando incontables veces la mujer se quedaba en silencio sin deseo de ver el derredor sin preocuparse pro el futuro solo ahí supuestamente descansando.
avatar
Alessa0
Dama del Pecado
Dama del Pecado

Reino : Inframundo

Ataques : AD - Phantasma Mentis (3300)
AD - Fatum vientos (3400)
AM - Cors Gelidus (3600)
AM - Tempus Lugubris (3700)
AF - Captiare anima (3900)
AF - Symphonia Mortuus (4000)
AFa - Absolve vitae (4200)

Defensa :

Minions
DE - Vipera Electrum

Cantidad de envíos : 756
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Bárbara el Lun Ene 31, 2011 1:50 pm

El perfume de la piel de Aglaya se me introducía en mis pulmones a medida que la respiraba desplazando mi nariz y mis labios por su cuello, escuché atentamente sus respuestas sonriendo un poco, era raro que yo entrara en estados de inercia y peor aún no recordara ni una mierda. El temita me seguía molestando pero ahora mismo no era el momento ni el lugar

Un tipo, se notaba que no era de aquellos distritos pasó por nuestro lado y una serie de "elegantes" insultos nos propinó, comencé a reír al escándalo, una carcajada ordinaria burlandome de lo ridiculo que sonó aquel sujeto, repliqué:

- HAHAHAHAHAHAHAHHAHAHAA qué más esperabas somos putas por si no te diste cuenta imbecil ....

El tipo se alejaba con cierto aire de elegancia por lo que gritandole sin importar quien andaba por allí grité:

- Cuándo quieras este par de tetas te esperan en La Sobajera .... te haré descuento JAJAJAJJAAJJAJAJAJAJAJAJA

Continué carcajeandome unos minutos más, regresé al lado de Aglaya, me senté en el barandal de adoquin de aquel puente, recuperando el aire, miré a Aglaya que se encontraba de pie frente a mi, queria retomar la conversación o bien hablar de cualquier otra cosa, cuando me disponía a hablarle ella inicio la charla diciendome que se iba a ir no sé adonde, me levanté cuando precisaba a tomarle la mano para alcanzarla divisó en la orilla del rio a su hermana mayor: Alessa. Hacía tanto tiempo que no se veían arqueé mi ceja izquierda y sin mirar a Aglaya y tomando camino en dirección a mi hermana le dije: - Nos vemos luego mio amore ....

Caminé con cierto aire perturbador, pensé que Alessa se encontraría muerta en alguna ratonera de mala muerte, nunca fue buena en nada y siempre mostró desinterés y despreocupación por si misma, desencajé uno de mis extremos de mi cadena y agitandolo por los aires se lo lancé cayendo y clavandose a pocos centimetros de su costado derecho, sin demoras dije: - Veo que las ratas regresan a su hogar ... no me digas hermana que me extrañabas ....
avatar
Bárbara

Status :



Cantidad de envíos : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Sheznarda el Lun Ene 31, 2011 5:29 pm


Una vez más Sheznarda llegó al río, estaba justo en aquel sitio en donde había estado charlando con su novio hace algún tiempo, auque no se habían visto en pocos días, a la ladrona le parecía que habían sido siglos sin verlo y su ansiedad por tenerlo cerca y escucharlo hablarle hacía que ella sintiera que el tiempo pasaba lentamente y que la agonía de la muerte buscaba la forma de acongojar su corazón.

-Bueno no sé a qué he venido ahora, seguro los berseker tambiéne están ocupados, por lo que seguro me serña imposible el poder verlo el día de hoy... Quien sabe.

Sheznarda suspiró y se sentó en una roca para porque estaba algo cansada, y es que su trajín por las calles de Roma había sido algo agitado de modo que ahora sentía su cansancio en cada fibra de su ser; un ruido se escuchó detrás de la roca donde Sheznarda se había sentado, algo asustada la ladrona se volteó para ver de dónde había venido el ruido y descubrió a un animalito azul que saltó de alegría al verla y se sentó en las piernas de la fantasma del hambre haciendo quela misma se sobresaltara de aelgría.

-Qué cosa más linda!- dijo Sheznarda mientras tomaba al animalito entre sus manos y lo acariciaba, luego de verlo tan lindo lo estrujó mientras decía en voz alta- Kya!! Qué cosa tan hermos eres, miña!!

Una vez dicho esto la ladrona se separó del animalito y lo miró fijamente poniéndolo frente a ella-¿Qué nombre te voy a poner?- el animalito miró a su interlocutora con la misma cara dulce con la que se presentó haciendo que ella se riera muchísimo, luego de ahogar su risa dijo:

-Ya sé! Te llameré Heero, ese será tu nombre animalito azul.- Sheznarda djio estoy puso en sus piernas su nueva mascota para acariciar su lomo y epsear que su querido Jabranth apareciera para verlo una vez más y darle un beso apasionado, de esos que tanto le gustaban- Ven lindo no tardes que yo tengo sólo un día para verte mi amor.

avatar
Sheznarda
Amazona Dorada
Amazona Dorada

Reino : Santuario de Athena

Ataques :

AD - Eléctrica Serpentina (2200)
AD - Prisión de la ultratumba (2350)
AM - Encanto de Maleficio (2500)


Defensa : Ventisca de hambruna
Cantidad de envíos : 272
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Alessa0 el Lun Ene 31, 2011 9:47 pm

Un largo y tendido suspiro salió por de entre los gruesos labios de Alessa, siendo expandido por aquel sereno aire que circundaba en derredor de su figura. Su miraba, que perduraba clavada entre el correr de las aguas puras del rio, reflejaba su total cavilación, pues en mente Alessa se hacia una serie de cuestiones sin respuesta alguna:

-Viendo este rio recuerdo aquel rostro pálido ¿Aun vivirá Armand? años han pasado desde que nos vimos… lo ridículo de todo esto es ¿Por qué aun lo recuerdo? ¿Por qué? Se supone que todo esas vivencias se han borrado con el intercambio al inframundo (suspirando una vez mas)… lo bueno es que ya lo demás que me perturbaba, aquellos dos rostros que odie alguna vez o que ame y adore ya no están mas en mi mente ¡ya no! tengo el ligero remordimiento de por que aquellos huecos de recuerdo fueron de personas que cambiaron mi vida, pero ya no están concretos en mi mente ufff que alivio el mío.

Alessa surcaba una sonrisa demostrando ya su tranquilidad espiritual, dejaba de rascar su ojo izquierdo y alzaba la mirada al cielo, ahora ya su ojo zurdo color miel por la maldición caída y su ojo derecho color celeste desde que nació, se acostumbraban con totalidad al alumbramiento del astro rey.

El aire susurraba y la paz abundaba, era algo reconfortante para su ser, pues ya había tenido tanta perturbación en aquel mercado de brebajes, donde había dejado solo a Suzaku. Mas todo cambio cuando la estrella celeste de la pereza, sintió la presencia de un ser algo familiar para su corazón, ladeando el rostro veía como una cadena se enterraba entre el suelo lodoso de la orilla del rio, surcando una sonrisa y perdiendo sus ojos entre la sombras de su postura, con gran tranquilidad escucho aquel dialogo ridículo.

Elevando su cosmos y materializándolo en un aurea color índigo, la mujer de la nada desapareció para así reaparecer tras una bocanada de fiero aire, a lado de aquella dama:

-¿Rata? ¿hermana? ¿extrañarte? Jajajaja si que los mortales son muy chistoso al momento de unir palabras y disque hablar… tu mujer ¿quien eres para atreverte a hablarme de esa manera?

Suspirando la de largos cabellos dio unos cuantos pasos hacia el frente, girando así su cuerpo y quedando frente a frente, Alessa surcó una macabra sonrisa, para que en acto seguido la piel que rodeaba su ojo izquierdo comenzara como a fermentarse y así formar su parche, pues sus intenciones no era ver el alma de aquel mortal, que se le hacia muy familiar, mas no le recordaba…

-¿Ehhhhhh?




Última edición por Alessa el Mar Feb 01, 2011 8:45 pm, editado 1 vez
avatar
Alessa0
Dama del Pecado
Dama del Pecado

Reino : Inframundo

Ataques : AD - Phantasma Mentis (3300)
AD - Fatum vientos (3400)
AM - Cors Gelidus (3600)
AM - Tempus Lugubris (3700)
AF - Captiare anima (3900)
AF - Symphonia Mortuus (4000)
AFa - Absolve vitae (4200)

Defensa :

Minions
DE - Vipera Electrum

Cantidad de envíos : 756
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Jabranth el Lun Ene 31, 2011 9:56 pm

Despues de haber estado junto con aquellas berserker, lentamente me fui despidiendo de ellas para comenzar a caminar hacia las orillas de ese lugar, el ruido caracteristico del rio se hacia rpesente a una lejana distancia que hacia que nuevos recuerdos de Shez regresaran a mi mente, aquel pasaje que habia tenido junto con ella, en las aguas de ese rio cuando justo estaba convirtiendome en el berserker que era ahora, respire lentamente mientras cruzaba por mi mente esos pensamientos, de poder acariciar su piel ya tenia ganas, de besarla como solo ella podia hacerlo, segui caminando mientras el agua seguia cubriendo toda la orilla del bosque, solo recuerdos pasaban, y ahora recordaba aquel momento en que tuve que pelear con ella, para que pudiese despertar su cosmos que aun estaba dormido, y la despedida repentina que habia sido en un adios en aquella villa de su diosa.

Algo a lo lejos comenzo a despertar mi curiosidad, un pequeño ruido por el movimientos de hojas me alerte al pensar que serian intrusos, pero fui acercandome lentamente mientras seguia el movimiento, y ahora solo pequeñas voces se escuchaba, el tono se me hacia parecido a shez, pero no habia posibilidad ella aun estaba con su diosa, o estaba desobedeciendo a su diosa, no importaba el regalo parecia satisfacerme.

Comenze a caminar lentamente en su direccion, para luego ver que el ruido era provocado por un pequeño animalillo, y cuando hubo suficiente luz me hice presente enfrente de ella, la garganta se me anudo, y ni una palabra se me hizo posible decir, solo quede asi estatico, pero era algo grande la sorpresa que me habia dado.

avatar
Jabranth

Status : MUERTO

Ataques :

AD - Cuerdas de fuego (1800)
AD - Death Note (1900)


Defensa :

Azrael, marioneta sonora

Cantidad de envíos : 220

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Sheznarda el Lun Ene 31, 2011 10:11 pm

Unos ruidos detrás de los arbustos llamaron la atención de Sheznarda y no sólo de ella sino de su mascota nueva, ese animalito lindo que descansaba en su regazo; por el tiempo que ella había pasado al lado de su diosa recordó que ya no podía ser tan confiada con los humanos, motivo por el cual la fantasma del hambre se puso de pie y dejó al animalito en la roca para tomar su cadena del cinto blandirla y pegar con la misma en el suelo, justo a pocos centímetros de los pies del intruso, quien era nada más y nada menos que Jabranth, el hombre con el que había quedado de encontrarse en ese sitio.

La fantasma del hambre se quedó quieta, no dijo nada sólo tragó grueso y retrocedió un poco mientras suspiraba y miraba a su animalito que ahora estaba acurrucado mirando al escena bastante extraña, y es que de pronto estaba pensando que lucía bastante diferente a la mujer que conoció antes, ahora ella era una fantasma y el un berseker de Ares; un murmullo llegó a lo lejos al oído de Sheznarda había gente por ahí demodo que iba a ser interrumpida, por lo que Sheznarda sólo tomó a su animalito y dijo en voz baja sólo para que el la escuchara:

-Vamos a esa eposada donde un día dormí.- Y dicho esto caminó en dirección a la posada donde una vez se refugió con él.
avatar
Sheznarda
Amazona Dorada
Amazona Dorada

Reino : Santuario de Athena

Ataques :

AD - Eléctrica Serpentina (2200)
AD - Prisión de la ultratumba (2350)
AM - Encanto de Maleficio (2500)


Defensa : Ventisca de hambruna
Cantidad de envíos : 272
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Jabranth el Mar Feb 01, 2011 10:52 pm

Era sin duda ella, la mujer del que estaba enamorado, lentamente me fui acercando, pero la sorpresa fue cuando ella me pidio ir hacia la posada, donde alguna vez la lleve, para curar sus heridas despues de la contienda que habiamos tenido, solo era algo diferente, o solo eran jeugos de mi mente, que hacia solo conjeturas extrañas, asi que no hice mucho caso a mis ideas locas, segui caminando hacia ella, y en un momento dado comenze a dar una pequeña vuelta para tomar el acceso hacia el camino que daba acceso hacia la posada, aun se veia un poco el camino formado por las pisadas de los hombres y mujeres que pasaban por ahi, de alguna manera estaba confundido.

El ruido del rio surcado todo el lugar se fue alenando lentamente, pero aun se oia el croar de las ranas y sapos, y aullidos de lobos, que comenzaban a hacer presente que caia la noche, mientras seguia viendola, ahora ella caminaba hacia delante de mi, y yo solo la seguia, viendo ahora su espalda, mientras caminaba cargando su mascota, que parecia mas al cielo azul que cualquier cosa, pero ella parecia serle fiel, o algo por el estilo porque se acurrucaba junto a ella, las luces se hacian presentes mientras nos hibamos acercando, y con eso parecia ser que estabamos mas cerca de lo que aparentaban los pasos que habiamos dado.
avatar
Jabranth

Status : MUERTO

Ataques :

AD - Cuerdas de fuego (1800)
AD - Death Note (1900)


Defensa :

Azrael, marioneta sonora

Cantidad de envíos : 220

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Alessa0 el Dom Feb 06, 2011 3:44 pm

Alessa suspiro y dio media vuelta, pues el silencio era lo que mas le irritaba, meneando sus caderas de lado a lado, lentamente una vez mas se dirigió hacia la orilla de aquel rio, bajo la mirada y la clavo en el vaivén del agua, surco una sonrisa serena, ladeo su rostro en dirección de aquella mujer, pues sus pensamientos ya estaban claros de quien se trataba, mas no dijo nada ¿Para que? Echando sus piernas al frente y en forma descendente quedo en cuclillas, metiendo su mano diestra en el agua. Cerrando su ojo derecho, la mujer dejo que la brisa fuese la única que hablara en aquel parámetro, para que en acto seguido abriera tal orbe ensombreciera su rostro por efémeros recuerdo… Alessa se parado abruptamente y dijo sin ni siquiera ver a la de cortos cabellos:

-Vas a decir algo interesante tu mujer mortal ¿o es acaso que miedo tienes y prefieres mantenerte caya? si es así pues que pena, yo no tenia un poco de tiempo para perderlo con cosas como lo eres tu, así que pues si no tienes nada que decir tan solo házmelo saber, para que así me vaya tranquilamente de estos lares asquerosos.

Dicho eso la mujer con lentitud dio media vuelta y clavo su vista en al de aquella señorita, suspiro un poco exagerada y tan solo se quedo ahí esperando algún rastro de vida por parte de la humana.
avatar
Alessa0
Dama del Pecado
Dama del Pecado

Reino : Inframundo

Ataques : AD - Phantasma Mentis (3300)
AD - Fatum vientos (3400)
AM - Cors Gelidus (3600)
AM - Tempus Lugubris (3700)
AF - Captiare anima (3900)
AF - Symphonia Mortuus (4000)
AFa - Absolve vitae (4200)

Defensa :

Minions
DE - Vipera Electrum

Cantidad de envíos : 756
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Bárbara el Dom Feb 06, 2011 8:17 pm

Recogí mis armas, enredándolas como siempre lo hacia en mi cintura, la actitud airosa de mi supuesta hermana simplemente me causaba risa mental, permanecí de pie observándola sin decir nada, no valía la pena, simplemente verla en aquel río me pareció un buen momento para recordarle lo miserable que había sido durante el tiempo que convivió conmigo.

Alessa se alejó, mientras vociferaba unas tantas palabras rebuscadas, parecía que durante este tiempo sin vernos ni tener contacto, había tomado o bien optado por dirigirse hacia las personas de una manera diferente. Mis labios comenzaron a desdibujarse, conteniendo el escape de un mordaz y burlesca carcajada, el andar exagerado de mi hermana era en sí una gracia de circo, hasta las mismas ratas con las que habíamos dormido años atrás tenían el mismo menear.

Ella regresó a la orilla, observando el vaiven de las aguas, yo inicié mi marcha hacia la corniza del puente, dandole la espalda a Alessa comencé a carcajear:

- Definitivamente solo las ratas entre ellas se entienden, lastima ... yo pertenezco a la raza de las perras y esa lengua no la entiendo y mucho menos la hablo HAHAHAHAHAHAHHAHAHAHAHAHAHAHAHAHAHAHAHHAA

Volteé para quedarme mirando a la chiquilla con aires de grandeza, menguando la risa, llevando mis manos a mi abdomen dado que me dolía producto de la exhuberante risa, repliqué nueva cuenta:

- Alessa ... Alessa ... el desperdicio siempre vuelve al mismo caudal ... deja de decir cuanta mierda te escupe el cerebro ... al fin y al cabo nosotras nunca nos hemos tratado como hermanas, así que evita comportamientos "raros" y más bien dime...

Levantandome e irguiendome, llevando mis manos a mis pechos y acomodandolos, giré la cabeza de lado mirando de reojo el camino que habia tomado Aglaya, sin siquiera volver a mirar a Alessa, esbocé:

- Dónde has estado querida hermana ... reitero, acaso me estuviste extrañando que volviste a "casa"

Levantado mis brazos a lo alto y haciendo un ademán de señalar todo el distrito bajo. Rápidamente volteé en dirección a Alessa, sonriendo con cierta burla, ella seguía sumergida al parecer en sus pensamientos, suspiré y repliqué:

- Bueno extraña ... yo seguiré mi camino de perdición... hasta una nueva oportunidad ... Alessa, si deseas responderme ya sabes donde encontrar a la puta de tu hermana

Saliendo de allí camino al mercado.
avatar
Bárbara

Status :



Cantidad de envíos : 26

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Alessa0 el Miér Feb 09, 2011 2:17 pm

Alessa se mantenía en silencio mirando el danzar del rio, ya que no deseaba hablar con aquella corriente mujer, que se expresaba peor que una matrona, suspirando la estrella del infierno por fin se daba cuenta de la vulgaridad de Barbará su negada hermana menor, cerrando su ojo derecho, trago costosamente su espesa saliva amarga, pues una imagen de porquería se formaba en su mente en cada frase que clamaba esa zorra… toda decepcionada finalmente Alessa le catalogaba como una vil puta o algo mas denigrante que eso, aún así fingía ser una desconocida para esa de cabellos cortos, demostrando su educación inculcadas por las ratas como su hermanas blasfemaba.

Por fin de un buen rato, Barbará se retiraba invitándola a responder cada mierda de cuestión en donde una vez vivo… la Sobajera. Alessa se levantaba de su cómodo asiento y limpiaba la humedad de sus manos por sobre su viejos vestidos, dando media vuelta surcaba una sonrisa. Farfullando y sabiendo que aquello nunca llegaría a los escasos oídos de la idiota y crédula hermana menor que le habían cargados los dioses por mero rencor:

-Barbará, Barbará, Barbará… ¿Crees que con esa actitud de macho podrás llegar a ser por lo menos una mierda de otro color en este mundo de inmundicia? que estúpida me saliste para ser una vil puta de barrio bajo, pero aun así y aunque te duela y te joda la existencia con mi presencia yo siempre estaré ahí, ya que yo tengo la culpa que tu te hayas descarriado de una manera tan denigrante, aún así siempre te protegeré aunque sea de sombras yo velare por ti esperando alguna vez, ver que tu aceptas mi cariño y por lo menos me respetes… pendeja niña corriente… puta, y aunque te retuerces de coraje al verme todo los días hasta que el gran Hades despierte y me tenga que largar, yo te pisare la sombra y no me importa que me faltes el respeto, ya veras que educación me dieron las ratas y que inteligencia tengo al no decirte nada niñita crecida…

Surcando una sonrisa irónica la mujer comenzó a camina hacia el rustico puente, para no perder de vista a su mediocre hermana, y aunque de lejos le viera eso era reconfortante al fin y al cabo… Alessa sabía que ambas venían del mismo útero y por lo menos eso lo respetaba y lo veía divino… y aunque fuera bajada por Barbará siempre la amaría como lo que era: su hermanita pequeña.
avatar
Alessa0
Dama del Pecado
Dama del Pecado

Reino : Inframundo

Ataques : AD - Phantasma Mentis (3300)
AD - Fatum vientos (3400)
AM - Cors Gelidus (3600)
AM - Tempus Lugubris (3700)
AF - Captiare anima (3900)
AF - Symphonia Mortuus (4000)
AFa - Absolve vitae (4200)

Defensa :

Minions
DE - Vipera Electrum

Cantidad de envíos : 756
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Mauritius el Vie Mayo 06, 2011 9:58 pm

la ropa aun la tenia sucia, y no era de buen ver que yo anduviera con esos harapos por donde quisiera, puesto que no era propio de mi. Después de haber visto el despertar de Diva como una berserker, no había duda que aquella basura no molestaría mas, después de que su ser se había calcinado dentro de ella, solo seria el objeto de su amo, y ella lo seguiría como lo que era. Cansado y sudoroso, necesitaba refrescar mi cuerpo, y por lo menos estar limpio, para la visita que iba a tener, había esperado buscarla desde el momento en que lydia me había hablado de ella, y que mas, si era mi propia, hija, reencarnada en aquella mujer que celebraba algo mas.

Camine por las vastas calles de roma, quería salirme de toda esa escoria de gente, que solo vivía por vivir, sin que nadie se interpusiera en su destino, solo moviéndose sigilosamente, tratando de rescatar un poco de lo que la vida les había dado. Varios metros, las calles empedradas acababan para dar paso a un pequeño camino de terracería que se perdía entre las pequeñas laderas, y con ello se comenzaba a producir un sonido característico, el de un rio, que con sus vertiente aguas podrian calmar la sed de cauqluier ser.

Camine hacia el rio, para bañarme en sus cristalinas aguas, me adentre con todo y ropa, era mas mi necesidad de refrescarme que la importancia del que diran. Me adentre a este, cubriendo por completo todo mi cuerpo y con ello, la saciedad se hizo menos. Todo paso tan rapido, que estando solo minutos, pasaron a ser una hora. Segui nadando, pero ahora mi toga la dejaba entre un arbol, para que se secara, y yo pudiera nadar a mi gusto. Termine la faena, para luego salir desnudo y tomar mi ropa, que estaba ya seca.


bien, creo que es hora de ir a visitarla...Y sin mas que decir, mi cuerpo comenzó a desintegrarse, desapareciendo al instante en forma de un rayo que se elevo hacia los cielos y perdiéndose en el infinito.

Mauritius
Dios/a
Dios/a

Reino : Olimpo
Templo del Trueno

Ataques :

AD - Crucificacion Sangrienta (4400)
AM - Circus Flame (5250)
AF - Dark Coffin (5950)
AF - Estrella de Muerte[i] (5950)



Defensa :

Lightning Shield

Cantidad de envíos : 399
Awards :


Mejor Lemon



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Michiru el Jue Mayo 12, 2011 10:50 pm

Michiru Continuo corriendo a toda velocidad al estar muy oscuro no se percato de una roca que sobre salía del piso así que al tropezar con esta ella cayo al piso brutalmente debido ala velocidad que se encontraba corriendo comenzó a temblarle el cuerpo y levanto el rostro un poco, empezó a levantarse lentamente aun con el cuerpo tembloroso debido a su caída su vestido blanco quedo manchado al igual que su rostro y brazos, al estar completamente de pie comenzaron a acercarse docenas de personas

- Una limosna por favor -

Musitaba aquella gente al mismo tiempo, Michiru no percataba peligro alguno en ellos así que de su bolso comenzó a darles algunas monedas, desgraciadamente no tenia suficientes para todos así que comenzaron a juntarse cada vez mas con ella causándole miedo debido a los empujones que aquella gente le causaba, eran realmente diferentes a los pobres a los cuales les tocaba de corazón, ver tanta gente alrededor de ella le causo cada vez mas temor

- ¡Ah!-

Un grito de desesperacíon se logro escuchar en esas calles sin sonido, un enorme eco se hizo escuchar por algunos segundos el suelo empezó a mojarse se trataban de las lagrimas de Michiru las cuales corrían por su rostro como si fuesen cascadas, a ella no le gustaba que la vieran llorar pero era un momento en el que estaba asustada por estar sola en un lugar desconocido, toda aquella gente comenzó a dispersarse y alejarse de ella hasta dejarla completamente sola, las nubes se movieron dejando ver la enorme luna llena que se reflejaba sobre el río su luz era inmensa, Michiru levanto el rostro para observar la luna mientras se secaba las lagrimas con sus manos.

- Tal parece que los dioses me protegieron-

Dijo susurrando y Con una gran Sonrisa
avatar
Michiru
Amazona Dorada
Amazona Dorada

Reino : Santuario de Athena

Ataques :

AD - Látigo Acuático (650)


Defensa :

Gran Espejo de Neptuno

Cantidad de envíos : 146

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Michiru el Vie Mayo 13, 2011 1:41 pm

Había salido ya de la posada, el poner un pie en las calles todo había cambiado realmente era diferente a la de anoche, las personas de ese lugar parecían ser nocturnas, las calles estaban realmente sucias como si nunca las hubiesen lavado, comenzó a caminar sin rumbo nuevamente ese lugar era realmente muy melancólico se podía percibir la tristeza y deseperación del lugar debido a sus habitantes, familias se encontraban tiradas en las esquinas del lugar estaban muy delgados eso le causo mucha tristeza

- Pero que lugar tan melancólico, puedo percibir la tristeza de cada una de esta pobre gente, al párecer toda esta gente parese ser muy infeliz ¿como es posible que exista un lugar así? -

Michiru continuaba caminando al parecer solo las familias salían de día y los maleantes por la noche era realmente un sitio muy peligroso, no podía preguntarle a nadie sobre la ubicacion de salida de ese lugar, por miedo a lo que pudieran hacerle con tal de conseguir dinero, Así que continuo caminando por aquellas calles tan sucias y peligrosas

- ¡Pero que día tan mas difícil eh tenido el día de hoy!, tengo que tener confianza de que saldré de aquí ilesa -

Los terribles quejidos de aquella gente eran atemorizantes, pareciera que habían practicado ya que lo decían al mismo tiempo, provocaban que la piel de Michiru se erizara
avatar
Michiru
Amazona Dorada
Amazona Dorada

Reino : Santuario de Athena

Ataques :

AD - Látigo Acuático (650)


Defensa :

Gran Espejo de Neptuno

Cantidad de envíos : 146

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Alessa0 el Lun Mayo 16, 2011 3:29 pm

Tan mal estaba Alessa que no se había percatado que camino tomó tras haber dejado a solas a su querida Alumna Shlainn. Cuando por fin dejaron de ser difusas las imágenes pudo percatarse que estaba en el mero centro del Rio Tiber. Suspirando un tanto desanimada se dirigió de inmediato a un cumulo enorme de rocas volcánicas, para así ver mejor que tan lejos estaba del Distrito.

A la moribunda estrella le costaba demasiado hacer tal esfuerzo de escalar. Por desgracia no había ningún camino que pudiera tomar para subir cada una de las piedras amontonadas. El musgo tupia demasiado dichas rocas por lo que su única opción era emplear sus espadas como pico para poder llegar a la sima… mas como pudo y casi llorando por el dolor que le invadía lo consiguió. Después de más de media hora de escalar lo consiguió.

Agitada se quedaba tendida en la superficie por un largo rato, inhalando y exhalando para después sentarse y ver hacia el oeste… se podía ver las y un sinfín de maltrechos techos característicos de las casas del distrito donde aquella mujer subordinada del gran Hades vivió toda su vida. Por un largo tiempo se quedo fija mirando el frente… pues no recordaba donde quedaba la Sobajera. Sí, Alessa tenía el mero propósito de ir a visitar a alguien en especial… su hermana menor. Pero más que visitarla simplemente saber si aún seguía con vida.

Ya cuando por fin pudo ubicar donde quedaba aquel edificio de quinta categoría, la mujer de cabellera larga surcó un macabra sonrisa, cerró sus puños con gran remarque y simplemente elevó su cosmos de sobremanera, para que aquella herida sin sanar de la nada se sellara. La hemorragia se tajo se cortaba y por fin el dolor que hacia timbrar su cuerpo desaparecía. Suspirando la mujer bajó su rostro y aún dudando dio un paso hacia el frente al vacío para que de la nada de su silueta semidesnuda unas cuantas centellas salieran provocando que aquella desapareciera.

El viento dejó de correr por escasos diez segundos y de repente en el suelo a un costado del montículo colosal de piedras, se sumió aproximadamente un diámetro de un metro. Tras el tronar del subsuelo la silueta de Alessa reapareció de nueva cuenta… ahora se notaba más sana y llena de confianza.
Comenzando a ir hacia el sur rumbo a las calles del distrito sino antes visitar la tumba de su posibles padres, con el afán de buscar un trapo que cubriera la armadura ya que seria todo un escándalo andar en medio de los mortales con aquel cascaron de cristal que se le había otorgado por simple destino.
avatar
Alessa0
Dama del Pecado
Dama del Pecado

Reino : Inframundo

Ataques : AD - Phantasma Mentis (3300)
AD - Fatum vientos (3400)
AM - Cors Gelidus (3600)
AM - Tempus Lugubris (3700)
AF - Captiare anima (3900)
AF - Symphonia Mortuus (4000)
AFa - Absolve vitae (4200)

Defensa :

Minions
DE - Vipera Electrum

Cantidad de envíos : 756
Awards :




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Lady el Jue Nov 10, 2011 7:21 pm

Nuevamente salí hacia la orilla del río caminando unos cuantos metros en dirección recta, viendo hacia delante la solitaria ladera que de ese lado, en vez de haber arena y ser un lugar relativamente “bonito” había un puente en arco bastante desgastado con las barandas de los lados algo rotosas. No era un lugar tan agradable, pero si habré cruzado ese puente tantas veces, al menos el recipiente utilizado para mi propósito de despertar como berseker.

Podría haber ido al encuentro de Latrivan en ese momento, pero prefería pasar un tiempo a solas distrayéndome y comprobando mi cosmos, elevando mi energía y sintiendo todo a mi alrededor. Había pasado mucho tiempo encerrada en el templo de mi señor Ares y sinceramente un poco de aire fresco y quizás agua, me ayudarían a despejarme y relajarme un poco del resto del mundo. Había tiempo para hacer las cosas, aunque siendo que yo poseía muy poca paciencia, no iba a hacer mucho el rato en el que estaría sin rastrear la presencia de mi “compañeros” berseker. Que al parecer preferían hacer las cosas por su cuenta y sin compañía.

Me acerqué a la orilla del río nuevamente. En el borde podían notarse algunos brotes de pastos pequeños que llegaban hasta el agua y de vez en cuando eran bañados por las olas que bañaban la orilla al ser impulsadas por el viento. El río estaba bastante movido.

Me agaché, dejando que mi vestido a penas tocara la tierra, manchándose un poco de barro. No me importó mucho. Junté mis manos y con ellas saqué un poco de agua -que por cierto no estaba muy limpia que digamos- para así llevarla a mi rostro y humedecer mi piel un poco. El sentir el fresco de aquel líquido transparente me hacía sentir una linda sensación. Hacía tiempo que no sentía el agua del río. De hecho necesitaba un baño urgente. Cosa que no estaría de más siendo que mi trabajo principal en ese momento era el de buscar a Latrivan para proceder con la misión encomendada por Ares. Y como ella no estaba ni cerca de allí, nada que haría poder limpiar mi cuerpo humano, el que en ese momento había tomado como mi avatar viviente para servir al dios de la guerra.

(– “¿Qué es lo que haré en este momento? ¿Distraerme con simples necesidades humanas o hacer mi trabajo como debería?” –)

Me cuestionaba aquello a mí misma mientras veía a duras penas el reflejo de mi rostro que casi nada podía notarse en el agua embarrada de la orilla del río. Quizás en otro punto esa agua podía estar más pura y limpia, siendo que en ese lugar el barro sucio y la basura eran abundantes.

Volví a pararme firme, mientras notaba como mi vestido danzaba en el aire por culpa del viento fuerte que a momentos resoplaba en el ambiente, rozando mi piel. Al igual que mis cabellos volaban con cierta gracia sobre el aire. Quizás debía dejar mis estupideces para otro momento y debería buscar a Latrivan teniendo la pista leve de su cosmos.


Última edición por Lady el Vie Nov 11, 2011 11:26 pm, editado 1 vez
avatar
Lady
Berseker de Ares
Berseker de Ares

Reino : Olimpo
Templo de la Guerra

Ataques :

AD - Violent Twister (2100)
AD - Burning Winds (2200)
AD - Icy Winds of Destruction (2400)


Defensa :

Escudo de Viento

Cantidad de envíos : 209
Awards :


Mejor Nuevo Aporte al Rol

Mejor Rol
Mejor Reino
Mejor Compañero
Mejor Aporte al Rol



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Lady el Vie Nov 11, 2011 11:24 pm

En lo que a mí respectaba, todavía no estaba lista para enfrentar a esos caballeros dorados. Por más que mi señor me lo pidiera, me lo ordenara u obligara a hacerlo, me era imposible con el nivel de poder que tenía hasta el momento. Era claro que necesitaba al menos un poco más de entrenamiento si quería ser una guerrera digna, y si deseaba volver al Olimpo, tenía que hacerlo luego de haber cumplido con mi objetivo principal. Hasta que no fuera más fuerte no podía regresar, además claro, terminar con la misión que Ares nos había encomendado a Latrivan y a mí, y para eso debía encontrar a esa rata solitaria. Siempre se las arreglaba para salir sola y sin compañía de ninguno de los demás bersekers del señor de la guerra.

(– “Qué más da… tengo bastante tiempo para aumentar mis fuerzas y si no lo logro no podré pelear contra esos santos de Athena.” –)

Pensaba mientras miraba el cielo oscuro estrellado, aunque mayormente cubierto por las oscuras y grises nubes que se movían a alta velocidad con la ayuda del constante viento que se paseaba por los alrededores de aquellos distritos.

– No regresaré hasta haber cumplido con mi propósito…– murmuré cuando bajé así la vista al sentir algo que rozaba mi desnuda pierna derecha.

Abrí mis ojos más grandes al ver a un niño agachado jugueteando con el agua sucia de esa parte del río. No se me hacía extraño ver a un niño de esas características en ese sitio. Aunque no era de esos con los que jugaba en mi niñez. Más bien, por sus características debía ser uno de esos niños vagabundos, abandonados en aquellos lugares recónditos de la ciudad al cuidado de alguna de las familias pobres de por ahí.

Sus ropas estaban algo rasgadas y cubiertas de barro. Debía ser difícil mantener a ese muchachito y más con el comportamiento que debía tener. Era un jovencito de ocho o nueve años, no más. Recordaba que en mis años como habitante común de esos sitios, solía ver muy seguido a esos niños y trataba con ellos de vez en cuando, siendo que no eran muy atendidos y vivían la mayor parte del tiempo en la calle.

Sonreí con malicia. A decir verdad ese niño no causaba ninguna especie de sensación en mi… ni de pena ni de piedad, nada que se le pareciera. Si fuera por mí lo hubiera hecho volar con un simple toque de mis ráfagas de viento.

– Niño, más vale que te marches de aquí o acabaré con tu vida en este mismo instante. – dije en un tono relajado mientras que mi vista baja permanecía fijándose en el chico.

El viento resoplaba cada vez más fuerte, preparándome para un ataque a ese muchachito, sin siquiera cambiar la expresión en mi rostro y fue ahí que escuché la voz de una mujer exclamando muy fuerte.

– ¡Oye deja al niño maldita loca! Ven, ven Raphael… aléjate de esa mujer. –

Volteé a penas mi rostro cuando aquella tomó la mano del chico. Era una mujer bastante joven, de unos veinte años o menos. Pelirroja y poseía unas ropas algo sucias, de color marrón. Me sonreí:

– Jm… ¿Y así te preocupas por él? Ese niño terminará metido en algún otro problema aún mayor con seres como yo, pero que no tendrán tanta piedad. El niño no vivirá mucho tiempo de esa manera. – dije en un tono severo aunque mostrando una sombría sonrisa. – Y mejor será que no vuelva a veros… ni a ti ni a ese mocoso. –

(– “Eliminaré cualquier estorbo que se meta en mi camino.” –)

De esa manera y dejando atrás lo sucedido, marche hacia el lado contrario del que se dirigía la mujer con el niño dispuesta a visitar algún otro de esos sitios que rodeaban mi hogar. Llegar hasta mi casa no sería mala idea. Ya no me servía ese sitio y siendo ahora la mentalidad de un berseker la que me controlaba, no estaría de más causar un poco de caos allí.
avatar
Lady
Berseker de Ares
Berseker de Ares

Reino : Olimpo
Templo de la Guerra

Ataques :

AD - Violent Twister (2100)
AD - Burning Winds (2200)
AD - Icy Winds of Destruction (2400)


Defensa :

Escudo de Viento

Cantidad de envíos : 209
Awards :


Mejor Nuevo Aporte al Rol

Mejor Rol
Mejor Reino
Mejor Compañero
Mejor Aporte al Rol



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Priscos el Jue Ene 05, 2012 10:38 pm

Después de salir de su cuarto en aquella posada se dirigió junto con Helena hacia un rio que se encontraba a la orilla de una pequeña aldea, quizás ese lugar era el mejor pare pensar en esos versos que habia leído en ese pergamino y de ese misterioso sueño y recordó que el pergamino se habia quedado en la habitación, pero eso no importaba recordaba unas cuantas líneas y eso era mas que suficiente para comenzar, -Tu piensas demasiado- dijo Helena, a lo que priscos solo contesto con una mirada,
“Hazme soñar... ¡Soñar, Señor, soñar!........ ¡Hace tiempo que no sueño!............. Soñé que iba una vez -cuando era niño todavía................ al comienzo del mundo-………….”
Priscos se preguntaba qué era lo que significaba esos versos mientras miraba a Helena que se sentaba sobre el pasto frente a el, asi que decidió sentarse en una piedra que estaba tras de si, - Hazme soñar... ¡Soñar, Señor, soñar!... – dijo priscos mientras Veía a Helena que jugaba con el pasto de su alrededor, -¿A quien se refiere?- y Helena le respondió con una mirada muy rara que ya habia visto antes como si tratara de decirle algo pero no pudiera.

avatar
Priscos
Dios/a
Dios/a

Reino : Inframundo

Cantidad de envíos : 168
Awards :


Mejor Nuevo Aporte al Rol




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Priscos el Vie Ene 06, 2012 8:24 pm

-Hazme soñar... ¡Soñar, Señor, soñar!........ ¡Hace tiempo que no sueño!............. Soñé que iba una vez -cuando era niño todavía................ al comienzo del mundo-………….- dijo nuevamente Priscos mientras apoyaba sus brazos en sus piernas y se agarraba la frente.
“Porque no se me ocurre nada” penso mientras miraba nuevamente a Helena quien seguía jugueteando con el pasto, “Menciona a un señor, pero que señor…………………….. quizás se refiera a alguien poderoso, pero tendría que definir que tipo de poder, podría ser una persona rica o talvez alguien mas quizás un dios, también menciona el comienzo del mundo………………………… Hazme soñar... ¡Soñar, Señor, soñar! Necesito ver el escrito nuevamente para relacionar todo” penso Priscos mientras se ponía de pie y miraba a Helena, -Vámonos de aquí – dijo Priscos a Helena quien solo contesto como ya se le habia echo costumbre, con una mirada y emprendieron la marcha para irse de ese lugar.
avatar
Priscos
Dios/a
Dios/a

Reino : Inframundo

Cantidad de envíos : 168
Awards :


Mejor Nuevo Aporte al Rol




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Priscos el Mar Jun 05, 2012 10:25 pm

Para regresar hasta donde se encontraba alojado, Priscos tenia que caminar por los barrios bajos, pero después de aquel extraño y lucido sueño había decidido tomarse todo con mas seriedad y reflexionar sobre los sucesos recientemente acontecidos, y que mejor manera de hacerlo que buscando un camino que fuera mas relajante. Ese camino que había elegido cruzaba por el rio, aquella nueva ruta le tomaría quizás un día mas de viaje, sin embargo no era ningún problema para el cada vez mas sabio Priscos y su acompañante Helena, que cada día mas iba presentando señales de inteligencia que contrastaba totalmente con su antigua torpeza e ignorancia que la caracterizaba y que causaba que muchas personas la despreciaran como si fuera una persona la cual sufre de una malformación en alguna parte de su cuerpo. –Helena- dijo Priscos -Esta noche acamparemos aquí, …….. preparara las tiendas, mientras tu busca madera seca para hacer una fogata-, a lo que Hela contesto con una mirada de aceptación, -Dormiremos temprano para seguir con nuestro viaje temprano-
avatar
Priscos
Dios/a
Dios/a

Reino : Inframundo

Cantidad de envíos : 168
Awards :


Mejor Nuevo Aporte al Rol




Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En el río...

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.